Konica MinoltaKonica Minolta

Explicando el índice de reproducción de color (CRI) y los LED

Explicando el índice de reproducción de color (CRI) y los LED

El índice de reproducción de color, o CRI, es un intento cuantitativo de medir la capacidad de una fuente de luz para reproducir los colores conocidos de objetos y materiales. El proceso consiste en la medición de la luz procedente de una fuente de prueba y ver cómo el color de la luz reflejada aparece en comparación con ocho muestras de color conocidos. Estas muestras son colores >;conocidos>; que tienen un color esperado cuando se expone a una fuente de luz de referencia, y la diferencia entre el color conocido y el color real se utiliza para calcular el CRI de esa fuente. El tipo de fuente de luz de referencia, la fuente de luz que produce el valor de color >;conocido>;, también serán diferentes dependiendo del tipo de fuente de luz que se está probando. Para las fuentes de prueba que tienen una temperatura de color correlacionada no mayor de 5000 grados Kelvin, un radiador de cuerpo negro se utiliza como la fuente de referencia. Para las fuentes de prueba que tienen una temperatura de color correlacionada más alta, un espectro de la luz del día será utilizado como fuente de referencia. Sin importar el tipo de fuente de luz que está siendo probada, es importante elegir la fuente de referencia adecuada, de tal forma que la información precisa CRI se pueda recuperar de los colores de la muestra. A través de los años, la escala CRI ha sido una medida exacta de la eficacia de la iluminación interior y exterior, en la reproducción de los colores esperados a través del espectro.

Los recientes avances en la tecnología de iluminación, han producido módulos de diodos emisores de luz (LED), que producen luz de una manera diferente a los elementos tradicionales de fósforo recubiertos. Estos leds tienden a puntuar bajo en la escala CRI, y sin embargo muchas veces reproducen el color de una forma atractiva.

Los sistemas de iluminación LED hacen uso de módulos de emisores de luz, en lugar de utilizar un único emisor de amplio espectro. Debido a esto, la luz que proviene de un clúster de LED no funciona de la misma manera contra los colores de la muestra en las pruebas de CRI. Sin embargo, los sistemas de iluminación LED son típicamente más atractivos en su capacidad para reproducir el color, tienen luz ambiente menos dura, y son más eficientes que los iluminantes recubiertos de fósforo. Debido a esto, hay un movimiento activo en la industria de la iluminación para ajustar el CRI cuando se trate de luces de LED. Con los LEDs que se comienzan a convertir en el estándar para los sistemas de iluminación interior y exterior, algunos ingenieros han propuesto que se utilice una escala completamente diferente para medir la iluminación del LED, tales como la relación Escotópica - fotópica (S / P) o la Escala de Calidad de color (CQS).

Independientemente del tipo de iluminación que se utilice, es importante hacer mediciones cuantitativas de iluminación, tanto antes como después de la instalación. La razón para la toma de mediciones en el lugar de instalación es para asegurar que los efectos de luz y del medio ambiente no distorsionarán la calidad y la reproducción del color de los sistemas de iluminación. Esto se puede hacer a través de la implementación de la tecnología de detección de luz, como espectrofotómetros y medidores de cromaticidad, cada uno de ellos con sus propios beneficios en cualquier escenario de medición de la luz. Debido a que hay muchas variables que pueden afectar la calidad de la luz y la reproducción del color, a menudo es necesario tomar múltiples lecturas en el lugar, antes de que un diseño final iluminación pueda ser colocado e implementado.

Manténgase Informado de las Novedades Subscríbase a Nuestro Boletín

Blogs de Mediciones de Color


Blogs de Mediciones de Iluminación y Pantalla

Enlaces Rápidos